¡Conoce las +6.500 opiniones de alumnos de LISA Institute!

Banner promo verano15


¿Qué es la ciberadicción o el trastorno de adicción a Internet?

La adicción a Internet se origina como una problemática que aglutina diferentes trastornos conductuales relacionados con las nuevas tecnologías en nuestra sociedad moderna.

La adicción a Internet es un estado de preocupación constante en relación al hecho de realizar algún tipo de actividad en Internet de forma compulsiva (ya sea compras online, consumo de pornografía, juegos online, apuestas, redes sociales, etc.).

En este artículo te contamos todo lo que necesitas saber sobre la adicción a Internet, cuáles son sus causas y síntomas y te contamos algunas claves para prevenirla:

  • ¿Qué es la ciberadicción o el trastorno de adicción a Internet?
  • 5 tipos de adicción a Internet
  • Causas de la adicción a Internet
  • Síntomas de la adicción a Internet
  • 8 claves para prevenir la adicción a Internet

 

¿Qué es la ciberadicción o el trastorno de adicción a Internet - LISA Institute

¿Qué es la ciberadicción o el trastorno de adicción a Internet?

La adicción a Internet, según explica el docente José David Fandiño Leguia, profesor de la Universidad Linda Vista, se origina como una problemática que aglutina diferentes trastornos conductuales relacionados con las nuevas tecnologías en nuestra sociedad moderna.

Actualmente, Internet está generando nuevas adicciones, relacionadas con el uso patológico y excesivo de los servicios que ofrece esta tecnología. En este artículo te contamos todo sobre la digitalización masiva.

La adicción a Internet es una problemática relativamente nueva, por lo que es difícil definirla exactamente y clasificarla. Lo que está claro es que supone una adicción conductual, cuyos síntomas y consecuencias son muy similares a los de las adicciones a sustancias.

La adicción es una enfermedad crónica y recurrente del cerebro, que se basa en la búsqueda de alivio y de satisfacción inmediata a través del consumo de sustancias o llevando a cabo conductas satisfactorias para el individuo.

Al igual que en una adicción a sustancias, las personas adictas a conductas (al uso de Internet, en este caso) son incapaces de controlar o inhibir la conducta, tienen un deseo exacerbado de realizar la conducta y presentan síndromes tanto de abstinencia como de tolerancia a la conducta.

Como el estado placentero que produce en las personas el alcohol, el juego y las drogas, igualmente Internet ofrece una realidad virtual, donde las personas pueden evadirse y encontrar satisfacción inmediata fácil y rápidamente. Si quieres saber cómo evitar que te monitoricen por Internet, consulta este artículo.

La adicción a Internet es un estado de preocupación constante en relación al hecho de realizar algún tipo de actividad en Internet de forma compulsiva (ya sea compras online, consumo de pornografía, juegos online, apuestas, redes sociales, etc.).

La adicción a Internet tiene características especiales en comparación con otro tipo de adicciones y conviene resaltar tres aspectos clave que la definen:

  1. Preocupación emocional y cognitiva por el acceso a Internet.
  2. Descuido del trabajo (estudios) y falta de autocontrol.
  3. Problemas sociales.

Por tanto, para hablar de adicción a Internet, sería necesario que se dieran estos criterios, es decir, que haya una pauta anómala de uso de Internet, unos tiempos de conexión excesivamente elevados, aislamiento del entorno y desatención a las obligaciones laborales, académicas y de la vida social.

En este enlace encontrarás todos nuestros artículos relacionados con la Ciberseguridad y en este enlace tienes información sobre todos los cursos de Ciberseguridad de LISA Institute.

 

Cursos de Ciberseguridad LISA Institute

5 tipos de adicción a Internet

La adicción a Internet es un término amplio que cubre una variedad de comportamientos y problemas de control de impulsos relacionados con Internet y otras tecnologías.

Si bien aún no existe un criterio oficialmente aceptado para diagnosticar una adicción a Internet, se podrían establecer 5 tipos específicos de adicción a Internet:

Adicción a los videojuegos o juegos online

El funcionamiento de muchos de estos juegos, así como la facilidad para obtener recompensas y para evadirse, hacen de esta adicción una de las más frecuentes, especialmente entre la gente joven.

Adicción a la pornografía

La adicción al cibersexo es una de las adicciones a Internet más evidentes. Una obsesión con cualquiera de estos servicios puede ser perjudicial para la capacidad de una persona para entablar relaciones sexuales e, incluso, sociales en el mundo real. Aprende a prevenir el grooming, sexting, stalking y la sextorsión.

Adicción a la obtención o inversión de bienes en Internet

Las compras online, los juegos de azar, el comercio de acciones o las subastas en línea pueden tener un impacto perjudicial en la estabilidad financiera e interferir en otras áreas de la vida, como las relaciones sociales o las tareas cotidianas.

Con acceso instantáneo y fácil a casinos y tiendas online, es fácil para aquellos que ya son susceptibles a una adicción al juego o al gasto engancharse en línea. Actualmente, se están empezando a visualizar problemas de adicciones relacionadas con el uso y la inversión de criptomonedas, como el Bitcoin.

Adicción a las relaciones cibernéticas

Los adictos a las relaciones cibernéticas o en línea están profundamente involucrados en encontrar y mantener relaciones en línea, a menudo olvidando y descuidando a las personas que forman parte de su vida social o sus obligaciones.

Por lo general, las relaciones online se forman a través de las redes sociales o de chats en los que se puede interactuar de manera constante. Las personas que presentan esta adicción suelen perder habilidades sociales y tener expectativas poco realistas con respecto a las interacciones en persona. En ocasiones, las personas adictas pueden llegar a acosar a otras personas. Aprende a prevenir y a gestionar a un ciberacosador.

Búsqueda compulsiva de información en Internet

Internet proporciona a los usuarios una gran cantidad de datos y conocimientos. Para algunos, la oportunidad de encontrar información con tanta facilidad se ha convertido en un impulso incontrolable de recopilar y organizar datos. En algunos casos, la búsqueda de información es una manifestación de tendencias obsesivo-compulsivas preexistentes. Aprende a detectar fake news y a luchar contra la desinformación con este curso.

 

5 tipos de adicción a Internet - LISA Institute

Causas de la adicción a Internet

No existe una única causa que explique la adicción a las nuevas tecnologías, sino que el desarrollo de este trastorno es multifactorial, dándose una combinación de varias de las siguientes causas más frecuentes:

  • Factores neuro-anatómicos: Las personas con adicción a Internet tienen cambios en el cerebro parecidos a los de personas con adicción a las drogas. En concreto, se ha visto que existen alteraciones en el área del cerebro relacionada con la atención, la planificación y la priorización (área prefrontal). Estos cambios explican por qué las personas con adicciones anteponen el uso de Internet a aspectos básicos del día a día, como comer o dormir.
  • Factores biológicos: Las personas con problemas de adicción tienen un desequilibrio en las sustancias químicas que utiliza el cerebro para comunicarse (neurotransmisores). En concreto, se ha visto que los niveles de dopamina y serotonina son más bajos que en la población general. Esta deficiencia podría explicar por qué las personas con problemas de adicción a Internet llevan a cabo las conductas relacionadas, ya que algunas de ellas aumentan los niveles de dopamina y serotonina en el cerebro.
  • Factores individuales: Las personas tímidas y con problemas para relacionarse tienen más riesgo de desarrollar adicciones a Internet, ya que su uso favorece el anonimato y permite las interacciones sin necesidad de contacto físico real.
  • Factores relacionados con Internet: El tipo de recompensa que ofrece Internet, inmediata e impredecible, hace que sea más fácil ser adicto a esta actividad que a otras que ofrecen recompensas fijas y a largo plazo.

 

Cursos de Ciberseguridad LISA Institute

Síntomas de la adicción a Internet

La adicción a Internet puede estar relacionada con manifestaciones físicas y/o emocionales.

Algunos de los síntomas físicos del trastorno de adicción a Internet son:

  • Dolor de cabeza, cuello o espalda.
  • Ojos secos u otros problemas de visión.
  • Síndrome del túnel carpiano (alteración de la sensibilidad o del movimiento de una parte de la mano debido a la compresión del nervio mediano).
  • Insomnio.
  • Cambio de peso por la pérdida de hábitos alimentarios y/o abandono de la actividad física.
  • Mala nutrición (no comer o comer en exceso para evitar estar lejos de los dispositivos electrónicos).
  • Falta de higiene personal (por ejemplo, no bañarse para seguir conectado).

En cuanto a los trastornos emocionales o psicológicos relacionados con el trastorno de adicción a Internet destacan: 

  • Pensamientos continuos acerca de la actividad que se realiza en Internet.
  • Euforia al usar el ordenador.
  • Ansiedad y tensión cuando no se puede utilizar Internet.
  • Depresión.
  • Sentimientos de culpa por haber estado conectado más tiempo de lo deseado o no haber podido hacer una actividad que tenía prevista.
  • Aislamiento.
  • Engaños para conseguir realizar la actividad en línea durante más tiempo.
  • Incapacidad para priorizar o mantener horarios (ausencia de sentido del tiempo).
  • Irritabilidad y agitación.
  • Evitación del trabajo.
  • Cambios de humor.
  • Aburrimiento con las tareas rutinarias donde no está involucrada la tarea objeto de la adicción.
  • Procrastinación.

Pueden destacarse algunas señales que indiquen una posible adicción a Internet:

  • Empeoramiento del rendimiento académico.
  • Problemas de sueño.
  • Abandono de actividades de ocio y de las relaciones sociales.
  • Empeoramiento de la relación familiar.
  • Enfados excesivos cuando falla la conexión o va muy lenta. 

En este artículo te explicamos cómo mejorar tu capacidad de resiliencia ante situaciones adversas.

 

Cursos de Ciberseguridad LISA Institute

8 claves para prevenir la adicción a Internet

A continuación, te damos 8 claves para prevenir una adicción a Internet:

  1. Limita los sitios o las actividades en las que utilizas el teléfono móvil.
  2. Usa los dispositivos en un horario adecuado y establece un tiempo máximo.
  3. Cuida la seguridad en los dispositivos que utilizas. Hay numerosas amenazas a nuestra privacidad: intrusiones, accesos a información confidencial, ciberacoso, phishing a través del correo electrónico, programas maliciosos (malware) que espían y recogen datos privados, empresas que espían sobre nuestros gustos para realizar ofertas o propuestas que conecten mejor con nuestras preferencias (data brokers), etc. Si quieres aprender a prevenir el ciberacoso, te recomendamos este curso.
  4. Diversifica tu ocio: No ocupes todo tu tiempo libre con las nuevas tecnologías.
  5. Si mucha gente te dice que estás “enganchado”, piensa que puede que tengan razón: Revisa cómo usas tus dispositivos electrónicos, Internet, las redes sociales, etc.
  6. La limitación del tiempo de conexión a la red en la infancia y adolescencia, así como la ubicación de los ordenadores en lugares comunes y el control de los contenidos, constituyen estrategias de interés. Si quieres saber cómo utilizar el control parental, te recomendamos esta guía práctica.
  7. Busca ayuda profesional si la situación se ha vuelto incontrolable y te provoca ansiedad.
  8. Ten un pensamiento crítico que te permita dudar de la información que circula por Internet y detectar fake news. Si quieres saber cómo detectar ataques de desinformación, te recomendamos este artículo.

 

8 claves para prevenir la adicción a Internet - LISA Institute

Quiero saber más, ¿qué hago?

Si quieres ampliar información sobre cualquier ámbito de la Ciberseguridad, consulta estos artículos de nuestro blog:

    Si quieres empezar ya a formarte en Ciberseguridad, te recomendamos estos cursos online:

    Si quieres saber aún más

    Suscríbete para ser el primero en recibir artículos, análisis y noticias, además de descuentos exclusivos para suscriptores en formación sobre Seguridad, Inteligencia, Ciberseguridad y Geopolítica.